Estigma (1)

No es lo mismo arte que hartar
no es lo mismo ser justo que ¡qué justo te va!… (verás)
no es lo mismo tú que otra, entérate
no es lo mismo
que sepas que hay gente que trata de confundirnos
pero tenemos corazón que no es igual, lo sentimos… es distinto

(Alejandro Sanz: No es lo mismo)

 

 

 

 

 

foto extraida de: aplaplaclizame.wordpress.com

Buenos días.

Comenzamos hoy una serie de entradas especiales, debido a la temática que van a tratar y a su extensión.

Al ser asuntos más extensos que los tratados hasta el momento, van a constar de varias partes hasta completar el tema elegido.

Hablaremos de estigma, de alimentación, se sistemas médicos, de medicina tradicional y medicina popular (las mal llamadas medicinas alternativas) y varios temas que requieren de bastante espacio y tiempo para ser abordados.

No vamos a descuidar los primeros auxilios y vamos a presentar asimismo los diferentes temas que hemos tratado en los diferentes cursos y los aspectos complementarios que, por razones de tiempo no hayamos tratado en los mismos.

De todas formas, recordaros que estamos abiertos a cualquier sugerencia o duda.

Sin más preámbulos, vamos con la entrada de hoy.

Vamos a comenzar, como habréis podido comprobar, hablando del estigma.

Quiero aprovechar esta entrada para presentar un libro, el cual utilizamos como libro de referencia en la asignatura “Salud y enfermedad: modelos culturales” la profesora Paz Galán y yo. Se trata de:


Estigma, La Identidad Deteriorada, de Irving Goffman
Editorial Amorrortu. Precio aprox: 10,95
176 páginas. Idioma: Español
ISBN: 950-518-016-0. ISBN-13: 9789505180165
1ª edición (11/2003).

“La sociedad establece los medios para categorizar a las personas y a sus atributos corrientes y naturales. Al encontrarnos frente a un extraño, las primeras apariencias nos permiten prever en qué categoría se halla y cuál es su “identidad social”. Este puede mostrar ser dueño de un atributo que lo diferencie de los demás y lo convierta en alguien menos apetecible. Dejamos de verlo entonces como una persona total y corriente para reducirlo a un ser inficionado y menospreciado. Un atributo de esa índole es un estigma, en especial cuando produce en los demás un descrédito amplio. La familiaridad de Goffman con el trasmundo de los “desviados”, ya puesta de manifiesto en Internados, sumada a su desmenuzamiento del juego social tal como se nos dio a conocer en La presentación de la persona en la vida cotidiana, confluyen en esta tercera obra de no menores dotes que presenta nuestra editorial, un estudio psicosocial de los “anormales”, de los que portan la marca diferenciadora del estigma.”

Estamos, como podréis comprobar, ante un clásico y buceando por la red, hemos podido encontrar fragmentos del libro, así como un Ensayo sobre la identidad estigmatizada desde la teoría de Erving Goffman , autor del libro.

En relación al mismo, también me gustaría presentaros un documental, encontrado en ese filón llamado google vídeos, titulado Voces contra la discriminación, que versa sobre el mismo asunto y que quizás sea más atractivo y más accesible que un libro para temas de este tipo.

Hemos intentado encontrar referencias acerca del mismo, pero nos ha sido imposible hasta el momento. La única información es la que hemos encontrado en google vídoes y que os ponemos a continuación:

“AQUESEX AC / VIDA DIGNA / MSP Producciones

El documental “Voces contra la Discriminación”, muestra de manera clara, fresca y precisa como se afecta directamente la vida de las personas cuando son estigmatizadas y discriminadas, y la valentía con la que enfrentan estas situaciones. “Voces de la Discriminación” tiene el propósito de hacer visible el estigma y la discriminación facilitando el acceso y la reflexión de dichos temas mediante la proyección de testimonios de vida de diversas personas que han vivido en carne propia situaciones discriminatorias. *** Se pide no modificar este vídeo bajo ninguna circunstancia.”

En el documental, se habla claramente de la estigmatización que sufren muchas personas por el mero hecho de sufrir dolencias, por el hecho de ser diferentes, por el hecho de no ser “normales”.

La discriminación está al orden del día, bien por cuestiones de raza, de sexo, de género, de clase social…… si, si, al orden del día, entre nosotros, en pleno siglo XXI y en una ciudad como Bilbao, también.

Un saludo

*Continúa en Estigma (2)

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s